¿Cómo contratar a un desarrollador web?

Los desarrolladores web son personas encargadas de crear, diseñar y realizar el mantenimiento de aplicaciones y páginas en internet. Ellos son empleados por empresas que se encargan de prestar servicios de consultoría dentro del campo informático, por lo que es importante saber qué aspectos son claves a la hora de contratar a un desarrollador web.

Es importante elegir acertadamente a un desarrollador web, pues de su trabajo depende la estrategia que seguirá tu página en internet, lo que es clave para garantizar tu inversión de forma exitosa.

desarrollador web

¿Qué hace un desarrollador web?

El desarrollador web es el encargado de darle vida a tu página, le proporciona estilo, define sus formas, espacios, colores y todo lo relacionado con el aspecto y manejo que tendrá cuando un usuario acceda a ella. De hecho es la persona que estará  a cargo del diseño y montaje de tu página.

Pero es importante aclarar que él no programa la página web, esto queda por parte de un programador, a menos que esta persona se encargue de ambas funciones.

Claves para contratar a un desarrollador web

Es posible que se pienses que no es necesario contratar a un desarrollador y quieras hacer tú mismo el trabajo, pero esto es un error, ya que ellos son personas especializadas en esta materia y saben cuál es la apariencia necesaria que debe tener una página web para captar la atención de los usuarios.

Es necesario tener presente que el desarrollador web dará forma y ejecutará la página, pero la estrategia comercial para la venta de tu producto o servicio debe ser elegida específicamente por ti.

Debes tener claro cuánto estás dispuesto a invertir en el desarrollo de tu página, para no pecar de exceso ni déficit de recursos antes de que tu página sea puesta en marcha.

  1. Escoge el mejor desarrollador web, aunque esto implique una mayor inversión económica, ya que es necesario que te asegures de que cuente con una adecuada formación y experiencia para que cree un sitio que se posicione rápidamente en el medio online. Lo ideal es buscar la mejor relación en cuanto a calidad-precio.
  2. Escoge el profesional adecuado para cada uno de tus proyectos, si necesitas desarrollar un sitio web emplearás al desarrollador de páginas web, pero en caso de necesitar ejecutar otras tareas como marketing digital o programación, es indispensable que cuentes con un profesional en particular para cada una de estas áreas.
  3. Emplea todos los recursos que sean necesarios para personalizar la imagen de tu empresa, siguiendo una estrategia de marketing y utilizando constructores web; te sugerimos adquirir algunos de paga, ya que cuentan con la mejores plantillas que te facilitarán marcar tu estilo personal, lo que a la larga justificará toda tu inversión.
  4. Lo ideal al contratar a un desarrollador web, es pedirle que tu página web sea montada en un gestor de contenidos al estilo de WordPress, ya que esto facilitará el manejo de tu blog y podrás realizar todos los cambios que desees sin necesidad de volver a invertir o tener que estar constantemente contratado los servicios de otras personas.
  5. Solicita que el desarrollador web sea una persona que tenga experiencia en la creación de página versátiles, que sean fáciles de manejar y carguen rápidamente para que el usuario no las abandone. Además deberá contar con un diseño sencillo y sin estar completamente saturado de publicidad, para que puedas enamorar a tus clientes.
  6. Adicionalmente a todo esto, el desarrollador debe tomar en consideración que el diseño de tu página se adapte a ser visto desde el móvil, ya que es la forma más frecuente de acceso a internet en la actualidad y también procure que sea completamente indexable por los buscadores.

Este último detalle es sumamente importante, tu blog deberá ser tanto visible como navegable y permitir el acceso de los buscadores como Google, para que pueda posicionarse entre los primeros lugares visitados por todos los usuarios de internet en el mundo.

Nociones básicas de CSS

Como parte de las nociones básicas de CSS, lo que significa “Hoja de estilos en cascada”, se describe un lenguaje mediante el cual se determina cómo se mostrarán los elementos una HTML en la pantalla de un dispositivo. Esto permite tener el control del diseño empleado en varias páginas de sitios web al mismo tiempo, lo que significa que las hojas de estilo serán almacenadas en archivos tipo CSS.

CSS

Ventaja de emplear CSS

Cuando empleas CSS tiene el completo control del estilo de tus páginas en cuanto a disposición, diseño o sus variaciones al ser visualizadas en el ordenador, móvil o tablet; ya que su tamaño se adaptará al tipo de pantalla mediante la cual se está accediendo.

Como se sabe, el lenguaje HTML describe el contenido de una página, pero si le deseas proporcionar una determinada fuente, color o estilo, necesitas aplicar lenguaje CSS. Adicionalmente esto te ahorra tiempo y dinero, ya que se guardan en archivos externos, con lo que te ofrece la posibilidad de poder cambiar todo el aspecto de tu sitio web con tan solo cambiar el archivo.css de forma fácil y segura.

¿Cómo se inserta un archivo CSS?

Las hojas de estilo CSS pueden insertarse de tres maneras: mediante una hoja de estilo externa, hoja de estilo interna o estilo en línea; cada una de ellas con sus propios parámetros, tal como se indica a continuación:

Hoja de estilo externa

Este tipo de hoja CSS te ofrece la posibilidad de cambiar el aspecto de tu web, con tan solo cambiar el archivo. Solo es necesario que se incluya una referencia a esta hoja empleando por ejemplo <link> en la sección de <head>; gráficamente la instrucción quedaría tal como sigue:

<link rel=”stylesheet” type=”text/css” href=”miestilo.css”>

Esto se escribe dentro del editor de texto, pero necesita ser guardado indicando la extensión .css, sin que contenga ningún tipo de etiqueta de las empleadas para el lenguaje HTML.

Hoja de estilo interna

Generalmente son empleadas para un estilo único, que es definido dentro de la propia página HTML siguiendo instrucciones como precisas como <head> y <style>, entre otras.

Hoja de estilo en línea

Este tipo de estilo se emplea para un solo elemento, añadiendo el atributo a dicho elemento de forma específica y otorgándole algunas propiedades CSS, tal como se indica en el siguiente ejemplo:

<h1 style=”color:red;margin-left:30px;”>Esto es un estilo en linea</h1>

Cualquier tipo de estilo que sea empleado seguirá un orden en cascada, con criterios de prioridad dentro de los cuales se ha establecido que el estilo en línea estará formando parte de un elemento HTML; mientras que las hojas tanto internas como externas, serán parte de la sección de cabecera. Pero si no es establecido en ninguno de ellos, se emplearán las que vienen por defecto en el propio navegador.

Reglas para el uso de CSS

Existen formas de sintaxis que son parte de las reglas de escritura para los estilos CSS, dentro de las cuales se deberá contar con un selector y un bloque de declaración.

El selector hace referencia al elemento HTML, como por ejemplo h2, lo que indica el tamaño de la letra o la ubicación de un contenido al que le estás aplicando un estilo; pero el bloque de declaración se forma por el nombre de una propiedad y su valor separados por dos puntos.

Una declaración dentro del lenguaje CSS deberá siempre terminar con un punto y coma, y estar rodeado por llaves. Recuerda que se trata de un lenguaje de programación.

Si deseas que un texto sea, por ejemplo, azul y centrado es necesario aplicar el lenguaje CSS que indique esta característica:

p {color: blue;text-align: center;}

Como puedes notar, las nociones sobre el manejo de un lenguaje CSS son bastante amplias y pueden requerir obtener toda una preparación dentro del campo de la programación; pero aquí hemos ofrecido algunas nociones básicas para que tengas una idea de qué se trata y te animes a probarlo cuando tengas la posibilidad de hacerlo.

¿Cómo crear una contraseña segura?

Cada día pasas mucho más tiempo navegando por internet, entras a sitios web, consultas páginas, creas usuarios para algunas plataformas, correo o sitios online; pero sabes ¿Cómo crear una contraseña segura? aquí encontrarás las mejores medidas de seguridad para evitar que tu perfil sea suplantado para usos fraudulentos.

contraseña segura

Contar con una contraseña segura te brinda la oportunidad de navegar con confianza, evitando spam o problemas con tus datos; algo que se logra fortaleciendo los parámetros que aplicas en tus claves, lo que implica hacer mucho más difícil el acceso por parte de terceros.

Es frecuente encontrar en internet vulnerabilidades que aprovechan personas maliciosas para acceder a tus datos, estas deben ser corregidas para evitar problemas de robos de identidad; especialmente por el hecho de que muchos usuarios se desplazan por la web de forma despreocupada, lo que es un problema que cuenta con una fácil prevención.

¿Qué debes hacer para crear una contraseña segura?

Una de las primeras cosas que debes tener presentes es contar con tu información actualizada para que puedas mantener protegida tu cuenta Google (la principal cuenta de la mayoría de usuarios) y seguir una serie de pasos que te permitirán crear una contraseña infranqueable por parte de otras personas.

Contar con una contraseña segura protegerá tu información personal, archivos, correos electrónicos, cuentas bancarias y toda la información a la que no deseas que acceda otra persona, si cumples con requisitos que se indican a continuación.

Requisitos para una contraseña segura

Siempre debes crear contraseñas que ocupen al menos ocho caracteres, combinados con letras, números y símbolos; aunque no están admitidos los acentos.

Evita emplear contraseñas que sean fácilmente deducibles, como marcar 123 o números correspondientes a tu fecha de nacimiento, teléfono o cualquier otro dato que pueda ser conocido fácilmente en internet.

Tampoco es recomendable que repitas contraseñas que hayas empleado con anterioridad ni que empiecen o termine con un espacio en blanco.

La contraseña segura es aquella que sea fácil de recordar solo por ti, si es necesario anótala en un lugar donde solo tú tengas acceso, además es importante que sea difícil de adivinar por otras personas.

Características de una contraseña segura

Cuando estás determinando una contraseña, debes tomar en consideración ciertos aspectos que te ofrecen un mayor índice de seguridad, para lo cual podrás tomar como guía las siguientes recomendaciones.

  • Emplea contraseñas diferentes para cada una de tus cuentas; no es recomendable que utilices la misma para el correo electrónico que para la realización de tus trámites en la banca. Si tienes problemas para el manejo de contraseñas, existen herramientas que te permiten administrar tus contraseñas guardadas, como es password de Google.
  • Trata de que tu contraseña sea extensa y la puedas recordar con facilidad, por ejemplo la letra de un poema o canción, una estrofa de algún libro o secuencia de palabras especiales para ti; sin que sean fáciles de adivinar por otras personas.
  • Nunca incluyas información personal como parte de tus contraseñas, con esto se hace referencia a apodos, iniciales, nombre de hijos, mascotas, años, fechas o direcciones.
  • Tampoco es recomendable emplear palabras o combinaciones de ellas que son simplemente fáciles de adivinar como por ejemplo acceder, contraseña, abcd, 1234 y similares; dentro de los cuales están los patrones de teclado como qazwsx.

Protege tu contraseña

Una vez que cuentas con una contraseña segura es importante que sigas algunas medidas para protegerla, tales como:

  • Ocultar las claves cuando están escritas en un papel.
  • No dejar que tus contraseñas sean visibles mientras las estás tecleando.
  • Administrar tus contraseñas con una herramienta especial dentro de algunos servicios que se ofrecen para esto.
  • Guardarlas con tu cuenta Google.

Asimismo es importante que cuentes con una dirección de correo de recuperación para que puedas recibir una comunicación en caso de que se sospeche que tus contraseñas están siendo empleadas por otras personas. Esto sucede cuando se registra una actividad inusual y es comprobada directamente en tu correo, al que además debes agregar un número telefónico de recuperación.

Todo esto te permite contar con una contraseña segura, descubrir si otra persona está empleando tu cuenta, recuperarla en ese caso y cambiar la contraseña o acceder nuevamente si la has olvidado. Aplica estas recomendaciones para mejorar tu seguridad y evitar sufrir suplantaciones o robos de identidad.

Conoce los riesgos de guardar tu información en la nube

Cuando se trabaja con un ordenador, es necesario contar con un sistema de almacenamiento donde guardar la información que suele ser descargada a través de los servicios ofrecidos por  internet, lo que frecuentemente se realiza en algún lugar del disco duro de tu pc.

Pero cuando su capacidad llega al límite, impidiendo en consecuencia seguir guardando esta información, muchos usuarios aprovechan los beneficios de la nube.

Sin embargo, es importante destacar que este tipo de almacenamiento puede  llevarte a enfrentar lo que se conoce como los riesgos de la nube, ante los cuales necesitas tomar ciertas precauciones de seguridad y privacidad.

¿Qué es la nube?

La nube es un dispositivo de almacenamiento disponible a través de internet, dentro del cual puedes guardar datos, imágenes, videos y programas sin ocupar el espacio que tienes disponible dentro del ordenador y a la cual puedes acceder desde cualquier tipo de computadora, con tan solo iniciar tu sesión como usuario.

Sus ventajas aumentan cuando empleas Google Drive, ya que todo lo que escribes se guarda automáticamente en la nube sin necesidad de tener que realizar constantemente esta configuración, ya que simplemente disfrutas de los beneficios que están a tu alcance gracias a la tecnología actual, dejando que sea tu proveedor de servicios quien se haga cargo del almacenamiento de tu archivos.

¿Qué riesgos se corren al almacenar en la nube?

Sin duda, contar con los servicios de la nube es una gran ventaja para solventar los problemas en cuanto a la capacidad de almacenamiento de tu ordenador pero es necesario tomar en consideración una serie de precauciones importantes, mediante las cuales asegures tu información. Toma nota de los siguientes aspectos.

Cese o fallas del servicio

Esta es una situación que quizá nunca se presente, pero de cualquier modo es posible que la compañía que te ofrece los servicios deje de funcionar y te quedarás sin acceso a tu información; por lo que no está de más respaldarla en otros dispositivos como es el caso de los discos SSD externos, que actualmente cuentan con una gran capacidad de almacenamiento.

Acceso no autorizado

Para ingresar a tu información en la nube debes identificarte como usuario y emplear una contraseña; pero si en alguna ocasión esta información es robada, podrán tener acceso a toda tu información guarda en la nube, incluso pueden copiarla.

Sincronización

Cuando empleas el servicio de sincronización para acceder a tu información desde cualquier dispositivo con acceso a internet y por error la borras, todo lo guardado en la nube desaparecerá por completo.

Uso de móviles

Cuando se mantiene el acceso a la nube desde el móvil, frecuentemente se hace mediante aplicaciones, lo que es un riesgo en caso de que este dispositivo llegue a manos inadecuadas, pues tendrían libre acceso a todos los datos que has guardado e incluso podrían borrarlos.

Ciberdelicuentes

La nube está expuesta al ataque de personas malintencionadas, que son expertas en hackear las redes y pueden llegar hasta tu información para obtenerla o eliminarla.

Errores al compartir archivos o carpetas

Algunas personas se confían y ponen a disposición de otras personas sus archivos de forma involuntaria, por desconocer cuál es la forma adecuada para compartir carpetas o archivos con información personal.

Espacio de almacenamiento

La nube es un servicio gratuito, pero a la vez es limitado; por lo que puede ser necesario tener que estar constantemente borrando información inservible para liberar el espacio que pueda ocupar aquella que sea realmente importante.

Velocidad de acceso

La velocidad de acceso a la nube depende de tu proveedor de internet, pero siempre será inferior a la que trabaja el disco duro de tu ordenador.

Tarifas móviles

Existen en la actualidad móviles 3G o 4G, incluso mayores; pero en la mayoría de los casos cuando se descarga la información de la nube es posible que se consuma toda su tarifa de forma rápida.

Privacidad de datos

Es importante tomar en consideración la vulnerabilidad que pueden tener los datos privados almacenados en la nube, lo recomendable en este caso es no guardar información que sea importante, que ponga en riesgo tu estabilidad económica o física.

En la actualidad es amplio el uso de los dispositivos móviles como smartphones y tablets, por lo que es frecuente almacenar información en la nube para no saturar las unidades de almacenamiento de estos equipos, pero es necesario tener mucho cuidado y solo guardar aquella información que no te importe que sea conocida por los demás, en caso de que alguna persona malintencionada llegue hasta ella.